“No hubo censura, fue culpa del algoritmo”

El extraño caso del INEHRM y Facebook…

En días pasado, el Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM) fue echado de Facebook por una publicación… Aunque todo fue un error, dijeron desde la empresa de Mark Zuckerberg…


¿Quién dijo que ya lo pasado, pasado está? Hace unos días, refrescar la memoria le costó al Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM) ser echado de Facebook por un par de días. Todo fue un error, dijeron desde la empresa de Mark Zuckerberg, achacándole el desaguisado, como siempre, al algoritmo, que sólo sabe seguir órdenes y cumplir instrucciones precisas.

Tal como lo explicó el INEHRM en un comunicado emitido el miércoles 17 de febrero, resulta que el problema surgió cuando un usuario compartió en su perfil de Facebook una publicación que el instituto que dirige Felipe Ávila Espinosa había subido hace casi un año en @inehrm.fanpage, en donde la dependencia recordaba, el 1 de mayo de 2020, que un día como ese, pero de 2011, el entonces presidente de Estados Unidos, Barack Obama, informaba que Osama bin Laden había sido abatido en Pakistán. Dicha información incluía una fotografía del fundador de la organización terrorista Al Qaeda y era parte de la sección #TiempoPresente.

No satisfecho con haber compartido una vez la publicación del INEHRM sobre Osama bin Laden, el usuario decidió que no era suficiente y, ese mismo día, 14 de febrero, volvió a compartirla. A la mañana siguiente, seguro pensó que eso no bastaba así que la volvió a compartir. Situación que repetiría más tarde. Sin duda fue esta necedad la que causó la furia del algoritmo de Facebook que, según la empresa, detecta y elimina el contenido de personas y organizaciones peligrosas para mantener seguros a sus usuarios. ¡Qué tranquilidad!

Así que el algoritmo no tuvo de otra que restringir la página del INEHRM, primero por 24 horas, bajo el argumento de “haber infringido las normas comunitarias”, lo que impidió que el INEHRM pudiera publicar, editar o borrar contenido; luego, unas horas después, Facebook (o su algoritmo) notificó que como se había vuelto a publicar la misma imagen, elevó la suspensión a 30 días; no conforme con ello, y bajo el argumento de una nueva publicación, la sanción llegó a un periodo de 60 días. Eso era ya intolerable, por lo que se echó mano de los recursos necesario para detener lo que desde varias dependencias gubernamentales consideraron una censura.

El contenido que “fue removido erróneamente”…

Jesús Ramírez Cuevas, el coordinador general de Comunicación Social de la presidencia del país, por ejemplo, escribió en Twitter: “El @GobiernoMX rechaza cualquier tipo de censura. La libertad de expresión es la esencia de la democracia. El día de ayer Facebook censuró al @INEHRM por recordar una efeméride de la historia contemporánea. Ninguna empresa debe restringir las libertades y el derecho a la memoria”.

Por su parte, el director general de Comunicación Social y vocero de la Secretaría de Cultura, Antonio Martínez Velázquez, reconoció que problemas como éste se verán cada vez con mayor frecuencia, por lo que advirtió que “la historia y sus acontecimientos no pueden ser borrados por las plataformas digitales sin mayor contexto”. Dijo también que se solicitó a Facebook que corrigiera de inmediato la situación, pero que no se obtuvo una buena respuesta.

Aunque tarde, los directivos de Facebook observaron que, al menos en este caso, su algoritmo no había hecho las cosas bien, por lo que dieron marcha atrás a las decisiones que había tomado. “El contenido fue removido erróneamente”, dijeron desde la empresa con sede en Menlo Park, California, asegurando que la página, por lo tanto, había sido restaurada con todas sus funciones. Descartó, además, que se haya tratado de censura: “La acción fue realizada por el software que detecta y elimina el contenido de personas y organizaciones peligrosas”. Además, claro, el equipo de Zuckerberg en nuestro país lamentó los inconvenientes ocasionados.

La ya restaurada página de Facebook @inehrm.fanpage registra, por estos días, cerca de 53 mil seguidores. De acuerdo con la Secretaría de Cultura federal, el año pasado esta cuenta del INEHRM alcanzó casi 10 millones y medio de personas y compartió más de 5 mil publicaciones con alguna imagen alusiva. De ahí la sorpresa y la inconformidad manifestadas por Felipe Ávila Espinosa, su titular, ante la decisión de Facebook de haber suspendido la cuenta.

“Uno de los objetivos de nuestra institución es publicar efemérides históricas importantes en la historia mundial y nacional; esta tarea se hace todos los días sin ninguna connotación política o ideológica. La decisión de Facebook no se justifica desde el punto de vista de la difusión de la historia, es equivalente a censurar una publicación que recuerde el Holocausto o el ascenso de Mussolini al poder arguyendo que podría interpretarse como un contenido que hace apología del fascismo”, afirmó Ávila Espinosa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *