Lenguaje insaboro e incoloro


 “Lo que acabas de decir no tiene forma —dijo el crítico literario—, además de ser, tu lenguaje, incoloro e insaboro”. El escritor guardó silencio. Sus palabras empezaban a perder densidad, peso, consistencia, espesor, condensación, solidez, gravitación, ponderosidad, sustancia, masa. Nunca más volvió a escribir. Se retiró del oficio escritural, definitivamente. Y empezó su ascendente carrera política.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *